El Papa contra “La limosna que no cuesta nada”

El Papa advierte en su mensaje para la Cuaresma contra “la limosna que no cuesta nada”

El Papa advierte en su mensaje para la Cuaresma contra “la limosna que no cuesta nada” 
En su primer mensaje para la Cuaresma el Papa Francisco se centra en la pobreza y ofrece algunas pautas para llegar a construir una “Iglesia pobre para los pobres”.
El mensaje explica el significado de la pobreza. Según el Papa, va más allá del sentido habitual. Además distingue entre pobreza y miseria.
CARD. ROBERT SARAH
Presidente, Pontificio Consejo Cor Unum
“El corazón del mensaje es Cristo pobre. Nuestro modelo de pobreza, nuestra visión, debe inspirarse en el núcleo del mensaje, Cristo pobre”.
MONS. GIAMPIETRO DAL TOSO
Secretario, Pontificio Consejo Cor Unum
“El hombre, cuanto más pobre, más capacidad tiene de acoger a Cristo y a sus hermanos. Otra cosa es la miseria. El Papa dice que hay, al menos, tres tipos de miseria: material, moral y espiritual. La Iglesia está empeñada en combatir estas miserias”.
El cardenal Robert Sarah y Giampietro dal Toso presentaron el mensaje en el Vaticano. El Papa explica que la miseria material es la que se suele llamar “pobreza” y surge cuando se pierde el derecho a vivir con dignidad. La Iglesia lucha para devolver esa dignidad promoviendo la justicia y la igualdad.
El Papa describe la miseria moral como la “esclavitud del vicio y del pecado” que abarca “el alcohol, el juego, las drogas y la pornografía”. Dice que va de la mano de la falta de oportunidades para vivir con dignidad. La miseria espiritual procede de rechazar el amor de Dios.
Francisco pide combatir la miseria e invita a que cada persona ofrezca algo en Cuaresma que pueda ayudar a los otros. Pero, al mismo tiempo, advierte del peligro de una  “caridad que no cuesta nada y que no duele a quien la hace”.
MONS. GIAMPIETRO DAL TOSO
Secretario, Pontificio Consejo Cor Unum
“La caridad no es un don que viene dado desde arriba sino que debe ser algo que implique a la persona, que venga de lo profundo de uno mismo. Por eso no puede ser algo superfluo. La limosna es una expresión externa de un compromiso de vida que cada uno contrae con los demás”.
El Papa dice que la pobreza con la que Cristo salvó a la humanidad, enriquece a los hombres porque son hijos de Dios. Explica que otorga a la persona compasión, solidaridad y ternura.
RCA
AA
VM
-PR
Up: AFP
#papa